Tanto WrestlingObserver como PWInsider han informado que la situación de CM Punk tiene dividida a la cúpula de la WWE, concretamente a Vince McMahon y Triple H.

Se dice que la salida de CM Punk está totalmente causada por la dirección creativa que tienen para él camino de Wrestlemania, el resto de problemas son menores. Su problemas son Kane en Elimination Chamber y Triple H en Wrestlemania.

El regreso de CM Punk está menos que claro. CM Punk tiene en su mano si volver o no, pero en la WWE hay división de opiniones. Vince McMahon está totalmente a favor de su regreso y quiere arreglar la situación. Por el contrario, Triple H es más reticente. Al parecer tiene sentimientos encontrados dada la salida irrespetuosa efectuada por Punk.

Vince McMahon será quien tome las riendas de la situación ante una de sus grandes estrellas y Triple H tendrá que respetar la decisión del jefe, le guste o no.