En las grabaciones de Impact Wrestling realizadas anoche en Bethlehem, Pa, Bobby Roode se convirtió en el nuevo campeón mundial de TNA. Roode venció a Bobby Lashley para conseguir el título.

Esta es la segunda ostentación de Roode quien ya consiguió el campeonato por primera vez el 26 de octubre de 2011 y lo defendió prácticamente un año entero.

Aparentemente, este show se emitirá después de la celebración de Bound For Glory. Existen rumores de que Bound For Glory, al grabarse en Japón, podría convertirse en un One Night Only más.

Esta noche TNA celebrará nuevas grabaciones de Impact Wrestling desde la misma localidad. Este show incluirá la final de las series entre The Wolves, Team 3D, y the Hardys.